Bas-Lag: Fantasía Trotskista

24 02 2010

Bas-Lag es un mundo de fantasía creado por China Miélville. Entre sus varios componente temáticas, estan la magia, el terror y la tecnología steampunk ¿Y eso que tiene de nuevo? Qué Melville es troskista, de hecho es miembro del partido Socialista de los Trabajadores Inglés y no le hace nada de asco a mechar sus historias de monstruos con conflictos políticos, lucha de clases y filosofía de la historia. Del mundo de Bas Lags hay tres novelas editadas Perdido Street Station (2000)  The Scar (2002) y Iron Council (2004). Las dos últimas se consiguen en castellano.  Mielville se coloca en la misma tradición de autores ingleses a la que pertenecen tipos como Michael Moorcock o el primer Terry Pratchett, críticos irremediables del denominado Epic-Pooh, o aquella fantasía condescendiente, anti tecnológica, misántropa y apolítica. En The Iron Council, la más politizada de todas las novelas de Bas Lags, un grupo de trabajadores ferroviarios toman un tren y lo convierten en una guarida socialista andante. La guerra, el shock cultura, la homosexualidad  y el imperialismo son algunos de los motores del conflicto.

Melville también participo de otros proyectos dignos de mención. El año pasado fue editor de Red Planets: Marxism and Science Fiction (2009) una interesantísima colección de ensayos que señalan nuevos límites posibles para un género tan sobrecargado de autores liberales, militaristas y conservadores.

Con respecto al rol, en el número 352 de la revista Dragon, hay una serie de artículos para usar Bas-Lag como escenario de campaña a 3.5. Además de una divertida entrevista a Melville donde habla de su amor por la creación de monstruos, este número de la dragon incluye un Gazeteer muy completo del mundo ideal para adaptar a cualquier sistema (Burning Wheel!) y una colección de monstruos con sus respectivas ilustraciones.

Y para mitad de año, la compañía Adamant Entertainment anuncio la salida de un juego de rol basado en este universo.

Anuncios